Manizales

Manizales

Lugar del afecto, la cordialidad y la hospitalidad manifiesta en los habitantes de esta región con aroma a café. La ciudad de las puertas abiertas, como también se le conoce, reúne joyas arquitectónicas en su centro histórico, con una larga lista de atractivos, como la catedral basílica y un conjunto escultórico esparcido por las avenidas, parques y plazas, y el majestuoso nevado del Ruiz como gran atractivo natural en el vecino municipio de Villamaría.

Por sus reservas ecológicas, un agradable clima, la alegría de la feria y sus reinas, y la energía que llega de las montañas, Manizales es un amable destino para visitar en cualquier momento. La ciudad se recuesta en la cordillera Central, en inmediaciones del Parque Nacional Natural Los Nevados, así, la topografía montañosa es extensiva a sus calles faldudas, trazadas de arriba a abajo, en donde se cruza todo cuanto incentiva el viaje.

Varias razones respaldan las descripciones de este patrimonio ambiental, cultural y humano. También Manizales universitaria por las importantes instituciones que forman talentos de adentro y afuera; y ciudad de las ferias de América, por la trascendencia de sus festividades de enero.

La capital de Caldas es además epicentro económico de la zona cafetera, con una oferta turística variada y en crecimiento. Una invitación abierta para llegar a un destino con muchas virtudes.

Entretenimiento y diversión.

Familias y grupos de amigos tienen la opción de recrearse y de desarrollar actividades ecoturísticas, incluso deportes extremos, en siete reservas y parques ecológicos que, en pleno corazón de Manizales, facilitan el contacto con la naturaleza. Estos espacios se localizan muy cerca del comercio y de los sitios de interés turístico.

Para disfrutar del entretenimiento en recintos cerrados son relevantes las salas de cine de la zona El Cable, al igual que los montajes teatrales en temporada y fines de semana de la Compañía Tich.

Informes: Punto de Información Turística. Cra. 22 cl. 31 esquina. (6) 8733901.

Vida Nocturna.

Bares y discotecas ambientados con música de antaño y ritmos modernos, abren sus puertas en distintos puntos de la ciudad como una sana alternativa de diversión para adultos y jóvenes mayores de 18 años. Su horario de servicio se extiende hasta las 2:00 a.m., y para ubicarlos, hay que ir a las siguientes zonas:

Gastronomía.

Los fríjoles predominan en los menús tradicionales, servidos en la auténtica bandeja paisa o en la típica cazuela que se acompaña con arroz, aguacate y chicharrón. Estos alimentos, sumados a otras recetas de la cocina colombiana y platos internacionales, se degustan en el centro histórico o en algunas zonas reconocidas por la amplia oferta que presentan para disfrutar de la buena mesa:

Alojamiento.

La ciudad presenta una adecuada capacidad hotelera para satisfacer las necesidades de todos los visitantes que llegan. Se encuentran desde hostales sencillos hasta hoteles de primera categoría dotados de lujos, comodidades y servicios. Las más importantes zonas para ubicar hospedaje son: